Un joven de 19 años fue detenido en las últimas horas en el barrio Altos de San Lorenzo con cinco envoltorios con cocaína al ser divisado por policías cuando realizaba un pasamanos.
El procedimiento policial lo efectuó personal del Gabinete Técnico Operativo (GTO) de la comisaría Octava cuando patrullaban por la calle 27 entre 81 y 82 y observaron a dos jóvenes en una vereda intercambiando algo de manera sigilosa.

Al percibir la presencia policial uno de los sospechosos ingresó a un pasillo y el otro apuró el paso por la vía pública, pero fue demorado. Al revisar sus ropas en presencia de un testigo civil los efectivos encontraron las bolsitas con un polvo blanco.

Más tarde en la seccional se comprobó que se trataba de 2,5 gramos de cocaína la sustancia que poseía el joven por lo que fue imputado por infracción a la Ley 23.737 y se le incautó un celular.

Ahora los policías, bajo la coordinación de la UFI N° 18 del fiscal Hugo Tesón, investigan si el demorado es un repartidor de drogas a domicilio