Cafiero defendió la "ética de la solidaridad" al presentar programa para erradicar trabajo infantil

El jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, destacó hoy el valor de la "ética de la solidaridad" en la que se basa el Gobierno nacional en sus políticas, desde las medidas de cuidado para prevenir los contagios de coronavirus, pasando por la disponibilidad de camas para atender a los enfermos, el plan de vacunación o "la lucha para terminar con el trabajo infantil".

"Es moralmente inaceptable que haya chicos que estén destinados a una explotación laboral y no estén educándose y jugando", dijo el ministro coordinador al encabezar el acto de presentación del Programa de Fortalecimiento Federal para la Erradicación del Trabajo infantil – "Promotores de Infancias Libres de Trabajo Infantil", en el Museo del Bicentenario.

Agregó que por ese motivo Argentina necesita contar con herramientas para poder terminar con esa situación tras afirmar que el Programa para la erradicación del trabajo infantil es "una de las herramientas que el Estado necesitaba para avanzar" en ese sentido.

Cafiero relacionó el Programa con la "ética de la solidaridad" sobre las que basa el Gobierno nacional sus políticas, y dijo que este año, con la pandemia en una segunda etapa gracias al plan de vacunación, será posible retomar varios problemas pendientes, como el del trabajo infantil.

El jefe de ministros señaló que el objetivo es ahora "avanzar en ese cambio de prioridades" y dijo que "el Presidente instruyó ese cambio de prioridades y no dejar de lado los compromisos como Gobierno".

"Nuestro mayor anhelo es que podamos generar un destino común, un futuro para todos y todas, empezando por los últimos para llegar a todos", finalizó el jefe de Gabinete.

A su turno, el ministro de Trabajo y Empleo, Claudio Moroni, destacó también el compromiso del Gobierno nacional y destacó la necesidad de que esa misma actitud se replique a "nivel territorial" porque es necesario que haya leyes, pero también que "se apliquen" porque sino "no hay derechos".

Estuvieron presentes también Pamela Ares, presidenta de la Comisión Nacional para la Erradicación del Trabajo Infantil (Conaeti); Marisa Graham, defensora de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes de la Nación; representantes de centrales obreras de Red de sindicatos para la erradicación del trabajo infantil; representantes de la Red de empresas para la erradicación del trabajo infantil, la OIT (Organización Internacional del Trabajo) y Unicef.

El Programa de Fortalecimiento Federal para la Erradicación del Trabajo Infantil tendrá 400 promotores territoriales de "infancias libres de trabajo infantil".

Cafiero agradeció a los que "le ponen el cuerpo a esta iniciativa" y remarcó que este programa "pone nuevamente en agenda lo que del Gobierno debe hacer respecto de la erradicación del trabajo infantil" y elogió el "trabajo con las provincias y los municipios" y también con los "representantes de los sindicatos y las empresas".

Durante su mensaje, el ministro coordinador destacó así las políticas que viene llevando adelante el Gobierno nacional, de asistencia social y recuperación y normalización económica, al mismo tiempo que enfrenta una pandemia.

"En todo ese tiempo de la pandemia por coronavirus nos fuimos apoyando en la ética de la solidaridad que impulsó el presidente Alberto Fernández, con la idea de que nadie se salva solo", completó Cafiero.

A %d blogueros les gusta esto: