El detenido por el apuñalar a su pareja en Melchor Romero confesó el crimen y apunta a una emoción violenta

El hombre detenido por el femicidio de su expareja, la mujer policía Tamara Gómez Coronel, confesó hoy que la atacó a cuchillazos en su casa de la localidad bonaerense de Melchor Romero el pasado lunes, aunque buscó justificar la agresión al asegurar que estaba bajo emoción violenta porque se acababa de enterar que la víctima le había sido infiel, informaron fuentes judiciales.

Se trata de Nélson Iván Teves (34), quien fue indagado hoy por el fiscal Juan Cruz Condomí Alcorta que lo acusó de ser autor del delito de "homicidio doblemente agravado por la relación de pareja y por violencia de género (femicidio)", el cual prevé en un futuro juicio oral la pena de prisión perpetua.

En su indagatoria ante el fiscal, Teves explicó que esa noche se dirigió a la casa de su ex, con quien había terminado la relación días antes, y le recriminó que un amigo le había dicho que ella le era infiel.

Fuentes de la investigación aseguraron a Télam que el hombre agregó que, ante esa situación, comenzó una fuerte discusión con ella hasta que en cierto momento fue a buscar una cuchilla a la cocina.

Sin embargo, el agresor dijo que a partir de allí no recuerda más lo que pasó, hasta que recobró la conciencia minutos después, sentado sobre el cuerpo de su exmujer y con el cuchillo en la mano y todo ensangrentado.

Luego, le contó al fiscal que tras concretar el crimen llamó a varias personas, entre ellas a algunos amigos a quienes les confesó lo que había hecho.

Las fuentes judiciales explicaron a Télam que en varios momentos de su indagatoria habló de la supuesta infidelidad de la mujer y que, a criterio de los investigadores, se trata de una maniobra defensista para intentar argumentar que actuó bajo "emoción violenta".

De todas formas, Teves quedó formalmente detenido y en los próximos días el fiscal Condomí Alcorta tiene planeado pedir la prisión preventiva, que deberá ser resulta por el juez de Garantías de La Plata, Agustín Crispo.

El femicidio se registró alrededor de las 2 de la madrugada del último lunes en una vivienda ubicada en la calle 156, entre 529 y 530, de la localidad de Melchor Romero, donde vivía Gómez Coronel, una oficial del Comando de Patrullas de La Plata, junto a su hija de 8 años que había tenido con Teves.

Los investigadores lograron determinar que la noche previa el hombre llevó a la hija a la casa de un familiar, a quien le pidió que la recibiera para dormir.

Luego, se dirigió a la casa de Tamara para supuestamente conversar por la reciente separación que habían tomado de común acuerdo.

Sin embargo, la conversación de transformó en una pelea en la que Teves atacó a golpes a Tamara y luego la acuchilló y la mató, determinaron los investigadores.

Una hermana de Tamara que vive en el mismo predio pero en una casa en el fondo, comenzó a escuchar los gritos de auxilio de su hermana y corrió para auxiliarla.

"Ingresó por una ventana y vio al hombre mientras seguía apuñalado a su hermana. Se arrojó sobre él y logró apartarlo", dijo a Télam un investigador, quien agregó que el agresor arrojó la cuchilla y salió a la calle para escapar del lugar.

En la vereda ya se encontraban varios vecinos que comenzaron a atacarlo, pero de todas formas logró subir a su automóvil Volskwagen Polo color azul y escapar.

La mujer fue trasladada al Hospital de Alejandro Korn pero los médicos determinaron que ya estaba fallecida, mientras que el agresor fue detenido poco después, en las calles 170 y 517, mientras caminaba con el torso desnudo, pantalón corto y ojotas.

"Tenía manchas de sangre y un corte en dedo pulgar de la mano derecha", detallaron los investigadores y precisaron que su auto fue encontrado en la casa de un familiar, ubicada en las calles 177 y 526.

Los investigadores determinaron que no existían denuncias de malos tratos realizada por Tamara y que el hombre no tenía antecedentes penales.

A %d blogueros les gusta esto: