Murió un entrenador de vóley que fue atacado a golpes en una pelea de tránsito

El entrenador de vóley Carlos Amieva (53), quien el sábado último fue atacado a golpes en una discusión de tránsito, murió hoy en el hospital de la localidad mendocina de Godoy Cruz donde estaba internado y por el hecho hay dos hombres detenidos, informaron fuentes judiciales.

Se trata del padre del medallista olímpico Bautista Amieva, quien se encontraba internado en el hospital El Carmen desde que fue brutalmente golpeado por dos personas con las que mantuvo una discusión de tránsito en la localidad de Tunuyán, a unos 70 kilómetros al sur de Mendoza.

Por el hecho se encuentran detenidos Diego Sicre y su sobrino, Matías Sicre, de 30 y 24 años, respectivamente.

Ayer, la fiscal del Valle de Uco Eugenia Gómez había agravado la imputación contra ambos sospechosos, que pasó de ser lesiones graves a homicidio en grado de tentativa, debido al grave cuadro que presentaba la víctima.

No obstante ahora, con la muerte del entrenador, ambos quedaron acusados de homicidio.

El hecho ocurrió pasadas las 22 del pasado sábado, cuando Amieva circulaba en un Peugeot 206 a baja velocidad por calle Irigoyen y detrás de él iba una camioneta Toyota Hilux, cuyos ocupantes se ofuscaron al no poder sobrepasarlo, detallaron fuentes policiales.

La camioneta lo pasó y le frenó de golpe, por lo que Amieva no llegó a detenerse y con su auto la embistió desde atrás, momento en que todos se bajaron de los rodados y se inició una discusión.

Según las fuentes, los ocupantes de la camioneta comenzaron a agredir y golpear a Amieva, quien recibió un golpes en la cabeza que lo hizo caer asfalto y lo que le produjo una fractura en el cráneo.

Amieva, pionero del beach vóley en Mendoza, fue intervenido quirúrgicamente tras ser derivado desde el hospital Scaravelli, de Tunuyán, donde recibió las primeros auxilios.

En tanto, luego de la golpiza, los dos ocupantes de la Hilux escaparon, aunque fueron detenidos a las pocas horas y trasladados a la comisaría 15ta. de Tunuyán, desde donde serán traslados a un penal tras ser notificados de la nueva imputación en su contra.

A %d blogueros les gusta esto: