"Tiene que haber una ley que resuelva el problema de quienes no podrán jubilarse"

En diálogo con Télam, la directora ejecutiva de Anses celebró el proyecto de senadores del Frente de Todos para crear una nueva moratoria con aportes no realizados hasta 2008: 9 de cada 10 mujeres y 7 de cada 10 varones que llegarán a la edad jubilatoria no contarán con los 30 años de aporte necesarios para jubilarse.

La directora ejecutiva de Anses, Fernanda Raverta, marcó la importancia de aprobar una ley que resuelva la situación de 9 de cada 10 mujeres y 7 de cada 10 varones que llegarán a la edad jubilatoria sin contar con los 30 años de aporte necesarios puedan jubilarse.

A dos años del inicio de su gestión y entrevistada por Télam, Raverta evaluó las medidas adoptadas, celebró el proyecto de senadores del Frente de Todos para crear una nueva moratoria con aportes no realizados hasta 2008 y descartó que esa propuesta colisione con el acuerdo con el FMI.

– Télam: ¿Cuál es la evaluación de estos dos años de gestión?

– Fernanda Raverta: Fueron dos años de mucho trabajo y gestión en un organismo que, para nosotros, es el corazón del Estado nacional. Nos hicimos cargo en medio de la primera ola de contagios de la pandemia, con las dificultades propias que tuvo esa emergencia sanitaria. Pero teníamos dos objetivos claros: recuperar el tiempo perdido en materia de inteligencia institucional y atención, y recuperar el poder adquisitivo de los ingresos que se generan a partir de prestaciones de Anses.

Inauguramos 40 oficinas nuevas, pusimos las oficinas en condiciones de infraestructura y capacitamos a todos nuestros trabajadores, que rindieron exámenes para estar en igualdad en términos de formación.

Con el Decreto Nº 840, que firmó el presidente (Alberto Fernández) en octubre de 2020, incorporamos 970.000 nenes a la Asignación Universal por Hijo; y, a partir del Decreto que instrumentó la posibilidad de contar con años de aportes por tareas del cuidado por cada hijo por cada hija, logramos que más de 150.000 mujeres pudieran acceder a una jubilación, aun cuando no alcanzaban los años que podían pagar con moratorias.

En términos de poder adquisitivo es un camino un poco más largo.

LOS BANCOS PRIVADOS DEBERÍAN TENER FORMAS ALTERNATIVAS A LA FE DE VIDA

Raverta indicó que desde su oficina mantendrán el pedido a los bancos privados de no exigir la fe de vida a quienes reciben jubilaciones y pensiones, como ya lo hacen el Banco Nación, el Banco Provincia, el de Córdoba y el de La Pampa.

"Tenemos la responsabilidad de informarle a los jubilados y a las jubiladas, que son quién eligen la boca de pagos, cuáles son los bancos que tienen fe de vida y que bancos no. Es decir, que puedan elegir bancos que le exijan tener que ir a decir ‘hola, qué tal estoy vivo'", explicó Raverta a Télam.

Insisitió en que los bancos que se adaptaron a la recomendación de Anses de no pedirle a los jubilados fe de vida "era porque tienen manera de resolverlo".

"No se me ocurre que un banco le entrega un crédito a una persona que no esté con vida. Cuando el banco tiene que poner dinero y dar y otorgar un crédito sabe quién está con vida y quién no. Bueno, que hagan lo mismo con los jubilados y las jubilados argentinas", demandó al titular de Anses.

En marzo pasado volvió a ser obligatorio dar fe de vida para cobrar pensiones o jubilaciones, excepto en los bancos Nación, Provincia, Córdoba y el Banco de La Pampa, los cuales cruzan de forma automática los registros del Registro Nacional de las Personas (Renaper) con sus bases de datos para verificar la supervivencia.

Si bien dijo que "debe existir algún tipo de riesgo para los bancos que creen que la información puede no estar tan actualizada" aseguró que "si tienen algún problema en algunos días, que sea un riesgo que asuma al banco y no que sea una carga para el jubilado".

El trámite para cambiar el banco de cobro es muy simple y sin turno previo, acercándose una oficina de Anses y pidiendo el cambio de boca de pago.

Otro de los trámites que Anses busca simplificar es el de inicio de trámite jubilatorio que, desde mayo, es sin turno previo para el día de cumpleaños 60 o 65 de la mujer o varón, respectivamente, que alcance esa edad.

"El día que cumplís la edad de jubilación te acercas a la oficina con tu documento y te vas jubilado. La idea es volver a ser un organismo sin ningún tipo de intermediario en el que iniciar el trámite de jubilación es fácil, gratuito y que no necesitas nada, ni siquiera turno".

– T: ¿Qué se hizo hasta ahora en ese sentido?

– FR: Venimos recuperando trimestralmente la capacidad de compra de las jubilaciones y pensiones. El año pasado logramos ganarle a la inflación y recuperamos parte de los 20 puntos (porcentuales) perdidos de poder de compra perdidos durante el Gobierno anterior. En el caso de las asignaciones familiares, salario familiar y Asignación Universal por Hijo, al incluir la tarjeta Alimentar y el complemento para comprar la leche de la Ley de 1.000 Días, logramos recuperar todo el poder adquisitivo perdido.

Con los salarios familiares -las asignaciones familiares de trabajadores en relación de dependencia-, hicimos que ningún nene en la Argentina cobre menos de 10.126 pesos si son sus padres trabajadores del tramo 1 (trabajadores con menores ingresos).

Creemos que tenemos que seguir esforzándonos. Todavía nos falta y trabajamos todos los días para para mejorar los ingresos de los argentinos que dependen de la Seguridad Social

– T: Hace unas semanas fue presentado en el Senado Nacional un proyecto de ley para una nueva moratoria. ¿Cuál es la visión que tiene Anses al respecto?

– FR: No sólo celebramos (la iniciativa), sino que es muy importante la discusión que se está dando en el Congreso. Hoy está vigente una ley que permite que las personas que no llegan a 30 años de aportes se puedan jubilar, y que vence en dos meses y medio (la Ley N° 26.970, de 2014, que permite regularizar períodos de aportes hasta diciembre de 2003, caduca en julio próximo). Por lo tanto, tiene que haber una ley que resuelva este problema de los argentinos que no van a poder acceder a una jubilación.

Para Anses es absolutamente imperioso que los argentinos y argentinas sigan teniendo la posibilidad de jubilarse. Hablamos de que 9 de cada 10 mujeres y 7 de cada 10 varones, quienes no van a tener los 30 años de aporte para poder acceder a una jubilación.

Tenemos una historia en el acceso a la jubilación en la Argentina. A partir de una ley sancionada del 2005 y otra en el 2014, los argentinos y argentinas pudieron hacerse cargo de pagar a través de una moratoria los años que no habían aportado.

– T: ¿No hay conflicto entre esta propuesta y el marco del programa acordado con el FMI?

– FR: Este proyecto, que hemos evaluado y estudiado con nuestro equipo del organismo, es muy interesante ya que propone algo novedoso: que aquellos argentinos y argentinas que aún son población económicamente activa y que saben qué año o mes no tienen aportado dentro de la temporal hasta el año 2008, puedan iniciar un plan de pago y adelantar esas deudas antes de llegar a la edad de jubilación.

El FMI no tiene ningún tipo de restricción sobre planes de pagos de deudas, o sea que no tendríamos ningún problema. El plan de pago deuda previsional pone fecha hasta el 2008 para pagar años que no fueron aportados, culpa de tus empleadores que no hicieron tus aportes o que no tuviste trabajo.

– T: ¿Qué tan importante es que no se hayan incluido reformas previsionales en el programa con el FMI?

– FR: Es muy importante, y no hay ninguna posibilidad de que se modifique la fórmula sancionada en diciembre de 2020. No sólo porque le ganamos a la inflación, sino porque quedó demostrado que es mucho mejor que la del Gobierno anterior. Todas las actualizaciones le ganaron por entre 3 y 5 puntos (porcentuales) a la fórmula aprobada en el gobierno de Mauricio Macri.

Esta fórmula que ya estuvo vigente en la Argentina en el Gobierno de quien ahora es vicepresidenta pero en ese momento era presidenta, Cristina Fernández de Kirchner, logró que la jubilaciones crecieran en un 27% y además ahora son actualizadas trimestralmente.

No hay ningún riesgo de que el sistema previsional esté en crisis como lo estuvo con la fórmula anterior porque tenemos una nueva ley sancionada y votada en el Congreso de la Nación que regula la jubilaciones argentina.

LOS RECLAMOS POR EL REFUERZO DE INGRESOS, HASTA FIN DE MAYO

La próxima semana terminará de pagarse la primera de las cuotas del Refuerzo de Ingresos para trabajadores informales, monotributistas de categorías más bajas y trabajadoras de casas particulares, aunque el Anses mantendrá abierta hasta fines de mayo la instancia de reclamo para personas rechazadas que, consideren, hubo errores en el entrecruzamiento de datos socioeconómicos.

En total serán casi 7,5 millones de adultos de todo el país que cobrarán $ 18.000 -en dos cuotas, en mayo y junio- por parte de la Anses en sus cuentas bancarias, como una política del gobierno nacional para compensar la suba de precios de los alimentos y bienes de primera necesidad en los últimos meses.

"La idea fue llegar a quienes más lo necesitaban y poner dinero en el bolsillo de los argentinos y las argentinas que menos tienen en términos económicos", explicó la titular de Anses, Fernanda Raverta.

De todas formas la Anses ya está evaluando más de 42.000 reclamos de personas que se acercaron a sus oficinas para pedir la inclusión en el programa.

"Hasta fin de mes estamos recibiendo reclamos en las oficinas de manera presencial. Si tuvimos algún problema en el cruce de información con algún organismo se pueda saldar con una nueva evaluación de la situación", aseguró.

Un ejemplo podría ser el caso de una persona que hubiera sido dada de baja de una cobertura de medicina prepaga -condición excluyente para recibir el Refuerzo-, que tiene el talonario de la baja pero que esa cobertura aún figurara vigente en la Superintendencia de Salud.

A diferencia de lo que fue la inscripción al IFE, el Refuerzo de Ingresos contó todas las oficinas de Anses abiertas todos los días -inclusos sábados- para llegar a aquellas personas que prefirieran ir presencialmente, aunque casi el 98% de los casi 12 millones de personas que buscaron inscribirse lo hizo a través de la web.

"El primer día se inscribieron 5 millones de personas y en ningún momento se cayó la página. Implementamos una cola virtual que, en el pico máximo, llegó a tener un máximo de 1,6 millones de personas y en ese momento la espera fue de solo de media hora. Por eso celebramos el funcionamiento de la página de Anses. Fue un proceso absolutamente exitoso en términos de inteligencia institucional", sostuvo..

Los motivos para denegar el Refuerzo incluyeron la inscripción de trabajadores en relación de dependencia, jubilados y pensionados que se inscribían pensando que se estaban escribiendo al bono de ellos, menores de 18 años y personas con consumos en tarjetas de débito o crédito mayores a los dos salarios mínimos, entre otros criterios socioeconómicos.

El cronograma de pago de la primera cuota de $ 9.000 para trabadores continuará este lunes 30 de mayo con los beneficiarios con DNI finalizado en 6; el martes 31 con los DNI terminados en 7; el miércoles 1 de junio con los terminados en 8; y el jueves 2 de junio con los finalizados en 9.

A %d blogueros les gusta esto: