El empleado del estacionamiento evoluciona "satisfactoriamente", pero aún sigue "con riesgo de vida"

El empleado de un estacionamiento que había sido golpeado por un adolescente de 17 años en el barrio porteño de Monserrat continuaba hoy internado en terapia intensiva "evolucionado satisfactoriamente", aunque seguía en estado "delicado y con riesgo de vida", informaron hoy fuentes médicas.

"Arturo (López) está evolucionado satisfactoriamente, en la mañana de hoy hemos tenido una evolución neurológica favorable y lo hemos visto con apertura ocular, eso es muy importante", destacó a la prensa el médico Joan Manuel Vega Anaya de la clínica Iteba.

Según el facultativo, la víctima "articula bien la palabra", por lo que "ya está dando signos de evolución positiva en cuanto al habla" y dijo que "el estado de la conciencia sigue siendo fluctuante, que es lo esperado".

"Responde de manera incoherente todavía, muy cortito, pero es importante que tenga la articulación de la palabra", resaltó Vega Anaya y añadió: "Todavía sigue siendo un paciente delicado, un paciente con riesgo de vida y que hay que monitorear continuamente".

En tanto, una de las hijas de López (66) expresó que esas "pequeñas palabras" las ponen "muy contentas", pero afirmó que todo esta situación "es una pesadilla".

Respecto al pedido de detención que ayer formuló el fiscal Mauro Tereszko, de la Fiscalía Penal Juvenil del Ministerio Público de la Ciudad, la joven afirmó que anoche la jueza Carla Cavaliere lo había convalidado.

"Lo último que sabíamos es que anoche la jueza había firmado (la orden de detención) y le dieron un lapso de tiempo para que se presente y hasta el día de hoy no sabemos si lo hizo", aseguró la hija, quien sostuvo: "Nos dejaría mucho más tranquila que este chico se presente o lo detengan porque la verdad que es un peligro andante y es momento de que pague y se enfrente a las consecuencias legales por lo que le hizo a mi papá".

Voceros judiciales indicaron a Télam que el fiscal Tereszko estableció que existen riesgos procesales y que, en base a la evolución de la víctima, el acusado podría ser imputado por los delitos de "lesiones graves, gravísimas o tentativa de homicidio".

El hecho ocurrió el viernes 19 de noviembre, cerca de las 17, en una playa de estacionamiento ubicada en la calle Moreno al 800, del barrio porteño de Monserrat.

Fuentes policiales indicaron que López, empleado del lugar, fue increpado por un adolescente de 17 años que, según testigos, le reclamaba por un rayón que tenía su vehículo.

En las imágenes de la cámara de seguridad que se difundieron se observa cómo el agresor, acompañado por otros dos jóvenes y su madre, golpea a López en el lado izquierdo de la cara, por lo que el hombre cae e impacta fuertemente contra el suelo, quedando inconsciente en el lugar.

La víctima fue trasladada rápidamente en una ambulancia del Sistema de Atención de Emergencias Médicas (SAME) hacia la Clínica Iteba, ubicada el barrio porteño de Flores, con un diagnóstico de traumatismo de cráneo con pérdida de conocimiento, y con riesgo de vida.

A %d blogueros les gusta esto: